Marianas cubanas

Gratitud y respeto hacia las madres cubanas, hacia esas mujeres «protectoras y tiernas, firmes y exigentes» –como las nombrara el Presidente Miguel Díaz-Canel en un mensaje en Twitter con motivo del Día de las Madres– fue la esencia de la jornada del domingo en todo el país, que tuvo un momento muy singular en Santiago de Cuba, con el homenaje a Mariana Grajales.

 «Gracias por dar vida, hogar, cuidados y alimento. Por sostener la heroicidad cotidiana. Por parir a este pueblo que nos enorgullece», apuntaba el mandatario en la red social y añadía: «Bello día el de las Madres, porque nos recuerda el homenaje que debemos a las heroínas de todos los días».

 De ese heroísmo cotidiano que trasciende es ejemplo vivo la mujer que entregó sus hijos y sus energías por la libertad de los cubanos. Mariana Grajales Cuello la nombraron sus padres, pero Cuba la conoce ya como Madre de la Patria, por simbolizar el amor más grande y el sacrificio mayor.

 Habiendo criado a sus vástagos «en el rigor de sus costumbres, en la fiereza de sus tradiciones y el dominio que tenía de la educación y del que debía imponerse a un grupo numeroso de jóvenes varones», cuentan que llegado el momento de la lucha, «tomó de la pared de la sala un crucifijo y dijo a todos: “De rodillas todos, padres e hijos, delante de Cristo, que fue el primer hombre liberal que vino al mundo, juremos libertar la patria o morir por ella”».

 Junto a la ofrenda floral a nombre del pueblo cubano, Lázaro Expósito y Beatriz Johnson, encabezaron el homenaje a Mariana. Foto: Eduardo Palomares

Con esa firmeza la recordaron este domingo los santiagueros, en nombre del pueblo cubano, en el cementerio Santa Ifigenia. Una ofrenda floral a título de millones de hijos fue colocada junto al panteón que guarda sus restos, por un destacamento de ceremonias de las FAR integrado, al igual que la guardia de honor, por jóvenes mujeres.

 De Mariana, José Martí, impresionado, escribiría: «¿Qué había en esa mujer, qué epopeya y misterio había en esa humilde mujer, qué santidad y unción hubo en su seno de madre, qué decoro y grandeza hubo en su sencilla vida que cuando se escribe de ella es como desde la raíz del alma, con suavidad de hijo, y como de entrañable afecto?».

 El homenaje a la patriota cubana por el Día de las Madres, simbolizando en ella a todas las madres de nuestros héroes y mártires, lo encabezaron los miembros de Comité Central del Partido y máximas autoridades del Partido y el Gobierno en la provincia, Lázaro Expósito Canto y Beatriz Johnson Urrutia, respectivamente.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

No a la Ley Helms-Burton + VIDEOS