Camagüey y sus callejones

La ciudad agramontina cuenta con lugares emblemáticos y el trazo irregular de sus calles, propio de las villas fundadas a lo largo de los resplandores medievales del siglo diecisiete.

 La otrora Villa de Santa Martí del Puerto del Principie  decidió asiento definitivo, entre los ríos Hatibonico y Tínima, tras su recorrido desde la bahía de Nuevitas, asentamiento fundacional a inicios del año 1514, abandonado por la falta de agua,  hasta las cercanías  del río Caonao, lugar que renunciaron por causa de aborígenes hostiles.

 Comenzó el pequeño poblado a levantarse en piedra y barro que sin orden ni concierto dirigió a sus intereses caminos y trillos en busca de aguadas, pastos y plazas. Aparecieron senderos y estrechos pasos para la circulación entre calles, comunicar viviendas comuneras o deslindar terrenos, lo que  podría ser el origen de los callejones.

 De esta forma, el trazado de la ciudad de Camagüey es laberíntico y muchas de las vías son tan antiguos como los propios orígenes de la población lugareña, sin dejar hoy de perder su valor social y utilitario.

 Ahora es difícil determinar en la ciudad cuáles son los callejones más importantes porque todos desempeñan su papel en Camagüey, pero hay algunos de connotado trazo en la trama urbana como el del Príncipe y el callejón de La Merced.

 Las razones para denominarlos se pierden en el tiempo, aunque otros quedaron registrados por las crónicas, como el callejón del Cañón, por ser paso de una laguna defendido por un inmenso cañón de hierro sin ser jamás disparado.

 Academia, debe su nombre a casa de baile que allí funcionó, Gloria, porque radicaron los más sonados prostíbulos y el de La Miseria, en la Plaza de El Carmen, por su corta extensión, diez metros de largo y una sola vivienda.

 Un trágico callejón fue el del Pollo, donde la dictadura machadista, asesinó revolucionarios y el Callejón de Santa Bárbara con un puente de ladrillos sobre el arroyo de igual nombre construido por el mítico padre Valencia.

 El más estrecho callejón de la ciudad de Camagüey es el del Cura, tiene apenas metro y medio de ancho. Otro y tal vez el más antiguo y popular de la ciudad es el de La Poza del Mate, conocido también como callejón de Funda del Catre.

 Como curiosidad, está el callejón Sin Salida, al costado del teatro Principal, tampoco tiene salida Padre Carmelo. El torcido callejón del Cuerno, denominado así por su forma y Tío Perico, recuerda a un viejo pescador que tenía su cabaña al final junto al río Hatibonico.

 No podían faltar los callejones de Correa, Las González, Callejuela, Fundición, Alegría, Los Ángeles, Apodaca, Los Martínez y Aruca, de la Risa, de Las Niñas, La Magdalena, Monitor, Los Sacristanes, Camposanto y Biosca, Mojarrieta

 Hacia el centro de la ciudad los callejones de la Cárcel, Owen, Nepomuceno, Jaime, Pasaje Estévez y el de Ojo de Agua, los que forman también, con derecho, parte del paisaje urbano del Camagüey.

(Fotos Lázaro Najarro y Otilio Rivero)

 

Add comment

Security code
Refresh