Comienza sesión de clausura del XXI Congreso de la CTC

Con la presencia de José Ramón Machado Ventura, Segundo Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, comenzó la sesión de clausura del XXI Congreso de la Central de Trabajadores de Cuba.

Luego de cinco jornadas en las que han sido abordados asuntos medulares del quehacer del movimiento sindical, los cerca de mil 200 delegados y 300 invitados debaten el Informe Central, cuya síntesis fue presentada el día inicial por Ulises Guilarte De Nacimiento, miembro del Buró Político del Partido y secretario general de la CTC.

Al abrir el debate, Alberto Zaldívar Almaguer, del Sindicato de Agropecuarios y Forestales en Las Tunas, dijo que le corresponde a los propios trabajadores enfrentar las deficiencias en los colectivos laborales. “El contenido de las asambleas de afiliados no es incorrecto, lo que es incorrecto son los análisis que hacemos de ellos”, refirió.

Sobre los criterios emanados del Congreso, afirmó que llevará esas ideas a acciones concretas, y así, podrán ser más eficientes y brindar un mejor servicio a la población.

Por su parte, Reinier Limonta, profesor de derecho de la Universidad de Oriente, comentó que este cónclave sigue el espíritu de dejar las consignas e ir más a la acción.

El delegado capitalino también llamó la atención sobre la relevancia de la ciencia y la innovación en el desarrollo del país, “No se va a lograr una vocación exportadora sino se incorpora ese elemento en la gestión económica de nuestras entidades y como movimiento sindical estamos dispuestos a esa transformación”.

Por su parte, Ridiel Sánchez, secretario general del Buró Municipal de los trabajadores azucareros en el municipio Los Arabos, comentó cómo en el Central Mario Muñoz han realizado acciones para cumplir el plan de la zafra azucarera.

También relató que han hecho movimientos emulativos de corta y de larga duración junto a discusiones diarias de los planes de producción en los cambios de turnos. “Los trabajadores azucareros del país tenemos el compromiso de dar el máximo de sí y brindar todos los esfuerzos para consagrarnos a la difícil tarea de cumplir con esta zafra”, concluyó Sánchez.

Desde Cienfuegos, la líder sindical de la Empresa de Cereales, Bárbara Sánchez expuso su experiencia en la discusión del plan de su centro laboral. Sobre el tema puntualizó que los chequeos se realizan cada tres meses y se pone énfasis en la eficiencia, pues su UEB es productora de la harina del centro del país.

 

Jorge Sarduy, de la propia provincia y representante de la UBPC “Tabloncito”, se refirió a cómo han rescatado las tierras y áreas infestadas con marabú y han intensificado la producción de pienso para la cría de animales. Al respecto, informó a que aspiran sembrar una caballería de yuca por cada 100 mil habitantes y 12 mil caballerías de maíz para dar respuesta a la necesidad del territorio de almidón.

 

Más adelante tomó la palabra la licenciada en logopedia, Soleidys Cruz, quien cumple actualmente misión en Venezuela. La joven expresó venir en representación de los más de 20 mil colaboradores en la hermana nación. “Estamos viviendo un contexto complejo entre la guerra económica y los atentados eléctricos. A pesar de ello, nuestras misiones siguen cosechando éxitos y hasta la fecha 178 mil personas alcanzaron el 6to grado y se han salvado más de 5 mil 300 vidas”.

 

Jorge Gutiérrez Sánchez, cuentapropista en 100 y Boyeros, en La Habana, recordó en su intervención que la asamblea de afiliados debe ser un ejercicio participativo constante.

 

Sobre el Congreso afirmó: “Hemos tenido el privilegio de trasladar las principales inquietudes de los trabajadores por cuenta propia. Los del sector no estatal somos cubanos y estamos identificados con los principios de la Revolución”.

 

Luego insistió en la importancia de la sindicalización de los TCP para lograr mayor representatividad y defensa de sus derechos laborales.

 

En otro momento del debate, Erick Pérez Matos, del sindicato de la pesca de Sancti Spíritus, precisó que hoy se buscan reservas productivas a través de los encadenamientos productivos. “Aquí ganan protagonismo los trabajadores a través del movimiento de innovadores. A la vez, producimos materia prima que puede ser empleada en varios renglones de la economía”.

Otro de los temas puestos sobre la mesa fue el enfrentamiento a las ilegalidades y la corrupción. Orlando Pérez, conductor de trenes en Holguín, señaló la situación del sector ferroviario que, según él, “no puede hablar ahora mismo de logros”.

 

Entre tanto, Amaury Echevarría Ruíz, sindicalero del hotel Royalton, valoró el papel del turismo en el desarrollo económico. Instó a mejorar la calidad de los servicios y la eficiencia en el sector. “Somos la cara al mundo de nuestro país y por ello tiene mayor trascendencia la labor que hacemos”, sentenció.

 

Otro de los delegados que intervino en el plenario fue Leonel Luis Sosa, secretario general del sindicato en Antillana de Acero. El dirigente obrero habló del proceso de inversión en que está inmerso la fábrica para elevar la producción de acero y cabilla, esencial en la construcción. “Estamos preparando a los trabajadores para enfrentar este proceso que propiciará elevar la producción”.

 

Por su parte, Luis Castanedo, secretario general de la CTC en La Habana, enfatizó que los sindicatos deben ser contrapartida de las administraciones, “Solo lo hacemos cuando las cosas van mal o no se cumple el plan, pero esto debe ser una tarea diaria”.

 

Juana María Blanco, Heroína del Trabajo de la República de Cuba, exhortó a buscar iniciativas creativas ante la carencia de materias primas, porque “lo más importante es cumplir con los planes de producción que el Estado propone”. Pidió también tener honestidad y asumir las tareas pese a las circunstancias.

 

La víspera, los delegados discutieron en el Palacio de Convenciones sobre la gestión económica y financiera (2014-2018) del país y del proyecto de estatutos.

Al intervenir en la penúltima jornada Machado Ventura convidó a trabajar con el propósito de sindicalizar trabajadores del sector no estatal.

Como parte de las actividades de la jornada de clausura del XXI Congreso de la Central de Trabajo de Cuba, se presentaron y aprobaron los dictámenes de trabajo de las comisiones que sesionaron este lunes.

 

En la comisión No. 1 se analizaron los asuntos referidos al funcionamiento de la organización y a la sindicalización. Asimismo, se profundizó en el nuevo escenario laboral, la política de cuadros, la vinculación y su relación con la estructura, la capacitación de los dirigentes sindicales, el papel de la asamblea de afiliados, de trabajadores y de representantes, así como la necesidad del activismo sindical y el funcionamiento de la ANIR.

 

Por su parte, la comisión No. 2 indagó en los temas referidos con la participación de los trabajadores en la gestión económica y las acciones del movimiento sindical para su materialización, el aporte de los innovadores y racionalizadores, así como el desarrollo de la emulación socialista como motor impulsor de la economía.

 

En la Comisión No.3 se refirieron a las acciones a tomar para fortalecer la labor político- ideológica con los trabajadores del sector no estatal. Además, cómo deben perfeccionar la gestión del sindicato para alcanzar liderazgo en la atención, defensa y representación de sus derechos y el cumplimiento de sus deberes.

 

Los debates de esta comisión sentaron las pautas de cómo lograr que el desempeño de estos trabajadores sea en el marco de la legalidad y la necesaria y enérgica actuación de las estructuras sindicales en el enfrentamiento a las violaciones e ilegalidades en este sector.

 

La comisión No 4, centrada en la labor político- ideológica, analizó el necesario enfrentamiento a las manifestaciones del delito, la corrupción, las ilegalidades, las drogas; las indisciplinas sociales y temas referentes a las relaciones internacionales.

 

Por último, la comisión No. 5 dictaminó temas referidos a la atención y representación de los trabajadores, sus condiciones de trabajo, como garantizar ambientes laborales sanos y seguros, la accidentalidad y las enfermedades profesionales, además de cómo perfeccionar la gestión sindical para hacer efectivo el proceso de la negociación colectiva, la aplicación eficaz de la justicia laboral y el perfeccionamiento que permita tramitar y dar solución a los planteamientos de los trabajadores.

Add comment

Security code
Refresh

Ciudad que vivo, Ciudad que soy

De Camagüey | En videos