Reflexiones sobre El Papa y la Cuba que sirve a “Jesús” en grado superlativo

El-Cobre-PapaPublicado por jorgitoxcuba No tengo creencias religiosas, tengo una formación Marxista Leninista, a pesar de que en mi familia si existen personas muy católicas e incluso también profesan otras religiones, al igual que en todo el pueblo cubano, pues la mezcla cultural de la que salimos dio origen a un inigualable sincretismo religioso. Todos los cubanos, creyentes o no, hemos seguido con suma atención la visita del Papa Francisco a esta isla. Creo que Francisco trasciende más allá del catolicismo para convertirse en una figura mundial, la Santa Sede necesitaba un Papa así que además de profesar, se ocupara de los problemas del mundo contemporáneo. Ayer vi,  gracias a las extensa cobertura que ha brindado la Televisión Cubana, su encuentro con los jóvenes, los jóvenes del transporte público, como diría Leonardo, los jóvenes que a lo mejor no tienen un carro para ir a la Universidad como lo hacen los de Harvard, pero gracias a un sistema que trajo cambios profundos para la mayoría, hoy los jóvenes cubanos no tenemos que preocuparnos por cuanto nos cuesta la carrera, o los niveles de desempleo que puedan existir. Cuba  y sus jóvenes, al contrario de lo que hacen muchos en el mundo, si se preocupa y se ocupa de los tremendos líos de esta humanidad. Líos como la insalubridad y el analfabetismo, que hemos ayudado a eliminar en un número considerable de países, no solo enviando nuestros médicos, sino formando también médicos de todas las latitudes para que sirvan a sus pueblos. Tampoco se puede olvidar el programa cubano Yo si puedo, creado para llevar la luz de la enseñanza a los lugares oscuros donde exista aún el Analfabetismo, estos y otros ejemplos caben en una palabra que trasciende las fronteras de lo bíblico y lo divino, y Cuba ha sabido convertirlo en algo terrenal: la Solidaridad. El Papa ayer nos hablaba de una Cultura del Encuentro, que más allá de nuestras diferencias ideológicas, de creencias religiosas o no, busquemos el diálogo para construir la paz social. Eso es precisamente lo que buscamos en Cuba, ir más allá de nuestras diferencias y sentar las bases para un Mundo Mejor. No tiene porque haber diferencias entre un buen cristiano, y un buen revolucionario, cada uno por su vía llega al mismo fin, servir a la humanidad entera. Coincido con el Obispo de Roma cuando dijo en Santa Cruz de la Sierra, que la Iglesia no tiene el monopolio de la interpretación de la realidad social pero ese monopolio no lo tiene nadie por separado, solo juntos podemos construirlo, de allí el llamado a la unidad de todos los sectores de la sociedad que nos hace el Papa. No me cabe duda que el Discurso de Francisco va más allá de la Fe católica, su discurso se basa como una vez dijera nuestro Martí, en la Fe en el mejoramiento humano y la utilidad de la virtud. El Sumo Pontífice cuando concluya su visita a Cuba, se llevará un mensaje, los cubanos si servimos para vivir, porque hemos servido en grado superlativo a la Humanidad.

Add comment

Security code
Refresh

Especiales TV Camagüey

Especiales de TV CamagüeyEspeciales de TV Camagüey